Pocos ciudadanos alcanzan a comprender el alcance de esta palabra, y cómo les afecta en su día a día en relación al uso que dan de sus datos personales, por ejemplo en las redes sociales.

la-privacidad-psicolatina
Según podemos analizar de una noticia en el País Tecnología, un reciente informe encargado y publicado por la administración Obama, alerta de los posibles abusos contra la privacidad online que pueden generarse con el masivo almacenamiento de datos (Big Data) que determinadas compañías están haciendo de sus usuarios.

Tal y como se desprende de dicho informe, preocupa los posibles usos que dichas empresas hagan de los datos, concluyendo que podrían llegar a discriminar en contra de grupos de consumidores.
Desde nuestro punto de vista, no sólo dicha posible discriminación es el riesgo que se asume, sino que son muchos los peligros y abusos que se pueden cometer por parte de las grandes empresas y compañías, si no existe una limitación legal o regulación que garantice en primer lugar una privacidad real y segura para todos los usuarios, y en segundo lugar el establecimiento de unos estándares claros donde se explique a los ciudadanos qué datos se les están recabando, para qué se van a utilizar, a quiénes se les cederán, y durante cuanto tiempo van a ser conservados.
Además no existe ninguna ley que prohíba a los prestadores de servicios de correo electrónico revisar o acceder a los datos compartidos en tu cuenta, es más, en los términos y condiciones legales de las principales empresas prestadoras de este tipo de servicios, podemos encontrar, que al crear la cuenta, los usuarios aceptan y autorizan que dichas empresas accedan y obtengan informaciones contenidas en los correos electrónicos, las divulguen a terceros y que las conserven.
En palabras de la profesora de Seguridad, tecnología y Sociedad de la Universidad de Barcelona, Gemma Galdón, en artículo de opinión publicado en el País Cataluña el 3 de Mayo de 2014, define muy bien el asunto al decir que el problema del Big Data es que hemos construido el vehículo pero no hemos llegado a los consensos sociales, políticos y legales que permitan minimizar el impacto negativo de esta nueva tecnología. A esta reflexión, a mi me gustaría incorporar que a algunas empresas y compañías, tampoco les interesa, llegar a dicho consenso.
cloud-security_burnedFruto de dicha preocupación, el gobierno estadounidense ha propuesto la aprobación de una enmienda a la Ley de privacidad de la Comunicaciones Electrónicas, así como la creación de una Declaración de Derechos de la Privacidad del Consumidor, o nuevas leyes federales que obliguen por ejemplo a las compañías prestadoras de los servicios, a que declaren o comuniquen las brechas de seguridad que hayan tenido cuando sus sistemas hayan sido violados, poniendo en peligro la confidencialidad de los datos de los usuarios de dichas compañías.
Jose Luis Fernández Peña
Consultor – Auditor en GrupoIWI Protección de Datos.
Estamos también en FacebookTwitter y Google+.
Rodolfo Suárez García
rodolfo@grupoiwi.com
No hay comentarios

Deja tu comentario